España a la cabeza del feminismo mundial

8M 2018. Me desperté con la sensación de que iba a ser un día grande. Como cada mañana, sintonizamos Wake Up!, ese morning show de la radio con Jorge Sánchez y Inés Vila de M80. Al peque y a mí nos gusta empezar el día cantando algún que otro temazo de los 80 a todo volumen, mientras intentamos llegar al cole a tiempo y derrapando. Forman buen equipo y transmiten confianza, respeto y complicidad. Pero hoy, como había huelga de mujeres, no estaba Inés ni tampoco otras reconocidas presentadoras de radio y televisión, por lo que los programas habituales se vieron alterados visiblemente, en el fondo y en la forma. He de quitarme el sombrero por el programa tan entrañable que ha hecho Jorge, por el respeto y el apoyo que ha mostrado a sus compañeras y como ha expuesto los motivos de esta huelga que algunos no entendían… A la pregunta de hoy de la encuesta que suelen hacer cada día: ¿Gracias a qué mujeres has conseguido logros en la vida? La respuesta abrumadora de hombres y mujeres valorando a sus hijas, madres, abuelas, maestras… Pero faltaba algo. Quizás una voz femenina? Ya lo ha dicho él: “Me está resultando muy difícil hacer hoy el programa solo, porque falta la esencia”. Un ejemplo muy gráfico de cómo los hombres y mujeres nos complementamos y nos necesitamos, para luchar JUNTOS por esta causa.

Portada de “El País”

Los medios de comunicación recogían frases para la posteridad como: “Movilización histórica por la igualdad de las mujeres. Las mujeres españolas situaron a España a la vanguardia del feminismo mundial. Más de 5 millones de personas inundaron las calles de 120 ciudades españolas. Este día se estudiará en los libros de historia”. Se podía leer en El País.

Los paros y movilizaciones hicieron mucho ruido en Argentina y Turquía y tuvieron eco en Francia e Italia. Pero el que España haya sido el único país en el que se ha convocado una movilización acompañada de paros laborales, ha hecho que los principales medios de comunicación internacionales, hayan dado una amplia cobertura de la jornada. “Las mujeres españolas convocan su primera huelga nacional el 8 de marzo de 2018”. BBC. “Más de 5 millones de trabajadoras se unen a la huelga feminista española”. The Guardian. “Si las mujeres paran, el mundo para. Las mujeres eligen no trabajar por la huelga feminista”. CNN. “Cientos de trenes cancelados por la primera huelga feminista española”. Independent. “España se detiene cuando millones de mujeres se unen a una huelga sin precedentes por la igualdad de género”. The Telegraph.

Titulares de “The Guardian” y “BBC”

Durante todo el día ha habido debate en las televisiones, en las calles, en las tiendas de barrio, en los kioskos de prensa, en los colegios, en los bares y en las redes sociales. Muchas mujeres se saludaban efusivamente, caminaban juntas, iban al gimnasio o a desayunar, más felices que nunca. La huelga incluía además de la manifestación, no trabajar, no limpiar, no hacer la compra, no cuidar a niños y ancianos y no asistir a clase, para que por un día, lo hiciesen ellos. Más de 6 millones de personas hemos hecho huelga y cientos de miles nos hemos concentrado en las calles de más de 120 ciudades españolas a pesar de la lluvia y de que los trenes apenas podían llegar a su destino, afectados por unos servicios mínimos manejados por hombres.

Manifestación en Madrid

En Madrid, las mujeres salían de las bocas de metro en manada, con ganas de gritar y de cambiar las cosas. Batucadas, tambores, canciones protesta, himnos y mujeres coreando: “Manolo, manolito, hoy cocinas tu solito”, “Manolo, hoy cocinas tú”. Otras pancartas más reivindicativas, con frases como “Si una mujer dice no es no”, “Contra la explotación, no solo la sexual”, “Jueces machistas, violan la justicia”, “Mujer, tu sitio está en la resistencia”, “Feminismo o barbarie”, “A los hombres de calidad no les asusta la igualdad”, “No soy la mujer de tu vida, soy la mujer de la mía”, “De camino a casa quiero ser libre, no valiente”, escritas en varios idiomas. Asociaciones y colectivos de todo tipo, globos morados, banderas multicolores, mujeres de todos los colores, con carritos, con bebés, con niños, con muletas o en sillas de ruedas. Hombres apoyando más que nunca, orgullosos de ellas, con entusiasmo. Han dado un excelente ejemplo cuidando a niños y ancianos y cocinando en asilos, guarderías y comedores. Muchas niñas y adolescentes también han hecho huelga y en la Ciudad Universitaria, los estudiantes han preparado más de 300 bocadillos, para apoyar a sus compañeras después de la manifestación que se ha llevado a cabo en el campus. 

Pancartas “Typical Spanish”

La jornada ha transcurrido entre lo festivo y lo reivindicativo, también en otras ciudades españolas. En Barcelona, se han llenado las calles, muchas tiendas pequeñas permanecían cerradas con carteles alusivos y otras grandes cadenas cerraban a mediodía. En Castellón, la asociación Femme Força ha colocado en la playa del Fortí de Vinaròs 739 cruces blancas de cartón y madera, una por cada mujer asesinada por violencia de género en España en la última década. 

Cruces en Castellón. Domenech. Castelló EFE

Y en San Sebastián, 20 mujeres se plantaron en las escalinatas en la catedral del Buen Pastor, frente al templo, desnudas de cintura para arriba, protagonizando una de las acciones más seguidas en las redes sociales. Es su respuesta a las escandalosas declaraciones que esta semana ha realizado el obispo sobre las mujeres.

Mujeres protestando ante la catedral de San Sebastián. TWITTER Europa Press

Además, en todos los teatros de España, las funciones de hoy se han parado durante 15 minutos, para leer un manifiesto que el sindicato de Actrices y Actores ha firmado en contra de la violencia machista y las desigualdades de género. Esto ocurría en el musical de Billy Elliot: https://www.facebook.com/billyelliotelmusical/videos/2008015869521289/

Sin duda ha sido un día histórico y sobre todo, un triunfo para las mujeres que ya está empezando a dar sus primeros frutos. El endurecimiento de penas y anuncio de nuevas leyes de mandatarios de los principales países. Las rectificaciones de algunos políticos que no habían apoyado la huelga. La movilización de miles de ciudadanos y medios de comunicación a nivel nacional e internacional. La visibilización de un conflicto todavía sin resolver, que es más importante de lo que creen algunos… Pero hoy en España, podemos celebrar el principio de un cambio real y yo me alegro por ello, por todas nosotras,  por las que no están y por las que vendrán.

Speak Your Mind

*